Pin up!

To pin up significa, básicamente, colgar algo en la pared sujetándolo con chinchetas. Una chica pin-up, o modelo pin-up, es una modelo que suele posar en actitud sugerente y sensual, y cuyas imágenes están editadas para que sean “colgadas” en la pared. Las chicas pin-up pueden ser modelos, actrices, y demás iconos de la moda.

El término pin-up también hace referencia a dibujos e ilustraciones hechas a imagen y semejanza de esas fotos (en su época eran numerosos los artistas pinup). Aunque el término pin-up se registró por primera vez en 1941, esta práctica se remonta al menos hasta finales del siglo XIX.

Las imágenes pin-up podían recortarse de revistas o periódicos, o ser postales o litografías. Estas fotos también aparecían a menudo en calendarios, cuyo propósito también era ser colgados en la pared. Más adelante, los pósters de las chicas pin-up se produjeron en grandes cantidades y alcanzaron un éxito masivo.

Aunque estas fotos e ilustraciones se remonten al siglo XIX y se sigan haciendo hoy en día, fue en los años 40 y 50 cuando éstas se encontraron en su mayor apogeo. Tanto, que hoy en día muchas veces se emplea el término pin-up para referirse exclusivamente a las que muestran la moda, la estética y los símbolos sexuales de aquella época. Es inevitable escuchar esta palabra y no pensar en iconos como Bettie Page o Betty Grable, y estrellas de Hollywood como la mismísima Marilyn Monroe empezaron su carrera posando como una de estaschicas de calendario.

Mi versión a lápiz de una ilustración pin-up de Gil Elvgren

Anuncios

Diva por un día con Oristila

Hoy me gustaría hablar de otra gran artista y amiga que se merece una mención en este blog. Se trata de Oristila Diéguez. Es una fotógrafa gallega afincada en Barcelona. Sus especialidades son la fotografía gótica, oscura, fantástica y fetichista, pero en realidad es una artista todoterreno que se amolda a cualquier estilo. Hace con maestría tanto fotos para bodas, eventos y conciertos, como sesiones fotográficas personalizadas.

Hace poco tuve la gran suerte de ser su modelo en una de estas sesiones. A Oristila le gusta hacer sus sesiones de acuerdo a la personalidad y gustos de la persona que va a ser fotografiada, para que la modelo pueda sentirse cómoda, desinhibida y dé rienda suelta a su expresión corporal, sus gestos, y se meta en el papel, así que en mi caso optamos por un look vintage estilo años 30, ya que como muy bien sabéis me encanta el cine, la música y la moda de esa época. Aquí tenéis algunas de las fotos de esta sesión, en la que me sentí por un día como una auténtica diva de cine negro:

El vestuario, el estilismo, y un poquito de Jazz de fondo sirvieron de inspiración para una magnífica sesión. Yo por lo menos estoy encantada con el resultado, y me lo pasé genial haciendo de modelo por un día.

Pero esto es sólo una pequeñísima muestra de su trabajo, pero podéis ver mucho más y conocer más sobre ella en su página web:

http://oristila.com